Los Mario Bros: espionaje ilegal de la AFI a opositores, aliados, sindicalistas y periodistas

En junio de 2020 se sumaron nuevos problemas para el flamante presidente de la Fundación FIFA. Tres jueces distintos investigan acciones de espionaje ilegal dirigidas a dirigentes políticos opositores y hasta aliados muy cercanos, sindicalistas y cientos de periodistas, realizadas por el servicio de inteligencia. Las investigaciones apuntan hacia Mauricio Macri, quien había nombrado al frente de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) a su amigo y exrepresentante de futbolistas, Gustavo Arribas. Dos de las causas se encuentran radicadas en los tribunales federales de Comodoro Py, en juzgados a cargo del juez Marcelo Martínez de Giorgi, y la tercera está en manos del juez federal de Lomas de Zamora, Federico Villena, quien ya comenzó a informar a las eventuales víctimas acerca de la prueba recolectada en su expediente.

En el caso que se investiga en Lomas de Zamora se analizan maniobras de seguimiento cuerpo a cuerpo a dirigentes de la más alta jerarquía como la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner y su hijo Máximo, el jefe de Gobierno porteño Horacio Rodríguez Larreta y su vice, Diego Santilli, y el ex titular de la Cámara de Diputados, Emilio Monzó.  Villena investiga las relaciones de un grupo de espías, autodenominado Super Mario Bros, con la coordinadora de Documentación Presidencial, Susana Martinengo. Se presume que la banda le enviaba informes y audios sobre las actividades de quien fuera en ese momento expresidenta Cristina Fernández de Kirchner y su entorno. Los Mario Bros llegaron a colocar micrófonos en las celdas que ocupaban kirchneristas detenidos en el marco de distintas causas. La banda se nutría de abogados, policías bonaerenses y hasta un supuesto narco conocido bajo el apodo de “Verdura”.

Por esa causa, el juez Villena ordenó el 10 de junio de 2020 el allanamiento de un módulo del Complejo Penitenciario Federal I de Ezeiza, donde estuvieron detenidos el ex vicepresidente Amado Boudou y el actual procurador del Tesoro, Carlos Zannini, además de los empresarios Cristóbal López y Fabián De Sousa del Grupo Indalo. Cristina Fernández de Kirchner se presentó como querellante en este caso, al igual que Horacio Rodríguez Larreta. Al igual que en 2009, la causa involucra al círculo familiar de Mauricio Macri: el cuñado que ahora es víctima en la causa que se tramita en Lomas es el italiano Salvatore Pica, novio de su hermana Florencia Macri.

En los otros dos expedientes, abiertos por denuncias de la flamante interventora de la AFI Cristina Caamaño, se investigan por un lado más de 80 intercepciones de correos electrónicos cuyos rastros fueron hallados en un disco rígido encontrado en la sede principal de la central de espías. En esa causa, el fiscal Jorge Di Lello ya imputó a Mauricio Macri al ex jefe de la AFI, Gustavo Arribas, a su segunda Silvia Majdalani y a otros tres agentes de inteligencia. Allí se investiga el hallazgo de un disco rígido marca Western Digital que está siendo sometido a peritajes.

En el otro expediente, se investiga si la Agencia intervino en la confección de fichas ideológicas de unos 500 periodistas y académicos que se acreditaron para participar de cumbres del G20 (2018) y la OMC  (2017) realizadas en Argentina durante la presidencia de Mauricio Macri. Después de encontrar las fichas de los periodistas acreditados (con información vinculada a sus inclinaciones políticas o su participación en movimientos como el Ni Una Menos) en oficinas de la AFI, Caamaño formuló una denuncia penal y reclamó las indagatorias de Macri, Arribas y Majdalani.

Hola Susana

Hoy no fue un día más para la causa por espionaje ilegal durante el macrismo que avanza sin pausa ni feria pese a la cuarentena que también impacta en la Justicia. El juez Villena ordenó detener por la mañana a la exsecretaria de Documentación Presidencial durante el gobierno de Macri, Susana Martinengo; al exjefe de Contraingeligencia de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI), Diego Dalmau Pereyra, y dispuso otras 20 detenciones.

También dispuso la captura de Martín Terra, otro exagente de la AFI que ingresó durante la gestión de Gustavo Arribas y es, además, el exmarido de la modelo Analía Maiorana, la actual esposa del vicejefe de Gobierno porteño Diego Santilli, según informaron fuentes judiciales. Las declaraciones de los detenidos comenzarán mañana, según pudo saber esta agencia de fuentes de la investigación.

Villena advirtió en la resolución que «la magnitud de la estructura ilícita reseñada, cuya inserción abarcaría distintos ámbitos del Estado nacional, provincial y local, permite presumir que quienes habrían participado en los hechos materia de investigación cuentan con los medios y/o vínculos para eludir la aplicación de la ley penal».

El juez dijo estar ante «una organización criminal con inserción en el Estado nacional, provincial y local, cuyos integrantes cumpliendo diferentes roles estratégicos y valiéndose de su calidad de funcionarios y/o empleados públicos y agentes y/o dependientes de las Fuerzas de Seguridad y/o de la Agencia Federal de Inteligencia, habrían llevado a cabo distintas maniobras ilícitas de carácter indeterminado».

Villena ordenó detener además a los exagentes de la AFI Jorge Sáez, Leandro Araque y Facundo Melo, como parte de un total de 22 órdenes firmadas hoy. Los acusados fueron trasladados a la división Drogas Peligrosas de la Policía Federal y otros a la División de Investigaciones.

El listado incluye a Emiliano Matta, María Mercedes Funes Silva, María Fermani, Daiana Baldassarre, Denisse Tenorio, María Sáez, Jorge Ochoa, Andrés Rodríguez, Gustavo Ciccarelli y Juan Carlos Rodríguez. Entre los detenidos hay exagentes de la AFI, expolicías de la Ciudad de Buenos Aires y empleados del Gobierno porteño y del Ministerio de Justicia y Seguridad de la Ciudad, según las fuentes.

También quedó detenido a disposición de Villena el exjefe de Operaciones Especiales de la AFI, Alan Ruiz, quien ya está preso en otra causa que investiga espionaje ilegal al instituto Patria, a cargo de otro magistrado de Lomas de Zamora, Juan Pablo Auge.

Según Villena, «los profusos elementos de prueba que se encuentran siendo analizados por este Tribunal, permiten inferir que los nombrados mantendrían vínculos con personal de distintas fuerzas de seguridad y sujetos aun no individualizados, que podrían facilitar su injerencia para frustrar la pesquisa».

Super Mario Bros

Algunas maniobras habrían consistido en «obtener información, producir inteligencia y almacenar datos sobre personas por el hecho de su raza, fe religiosa, acciones privadas, opinión política o de adhesión o pertenencia a organizaciones partidarias, sociales, sindicales, comunitarias», enumeró entre otras.

La investigación se inició a partir de los dichos de un detenido por narcotráfico, Sergio Rodríguez, quien declaró ante Villena que el abogado Facundo Melo, de la AFI, lo contactó para distintas tareas, entre ellas colocar un explosivo en la casa de un exfuncionario del gobierno de Macri para darle un «susto».

Luego se produjo un allanamiento en la casa de Melo y en su teléfono celular secuestrado se detectó la existencia de un grupo llamado «Argentina» en la aplicación WhatsApp que integraban exagentes de la AFI.

En otra pericia hecha al teléfono de otro espía investigado se dio con el grupo «SuperMarioBros».

About Author

Director: Santiago O´Donnell. contacto@medioextremo.com

Leave A Reply