ESTADOS UNIDOS


El periodista y director de Medio Extremo, Santiago O’Donnell, después de las investigaciones internacionales sobre los cables de la diplomacia desclasificados por el sitio Wikileaks y los Panamá Papers, se abocó a una historia familiar que atraviesa la vida de una de las máximas figuras de la escena política y empresaria del país.

Su nuevo libro, que se llama Hermano y cuya portada se conoció ayer por la tarde a través de su cuenta de Twitter, saldrá a la venta el próximo lunes 26 de octubre por Penguin Random House.

Durante los días previos se supo de distintas presiones por parte de la familia Macri, con cartas documento a la Editorial, para impedir la salida de la publicación. Hoy se conocieron declaraciones del expresidente Mauricio Macri diciendo que su madre estaba «destrozada» por las revelaciones de Mariano, su hermano.

El libro es fruto de extensas conversaciones que el periodista Santiago O’Donnell, actualmente editor de Internacionales del diario Página/12 y con un pasado de larga trayectoria que llega hasta las redacciones de Los Angeles Times y The Washington Post, mantuvo con Mariano Macri, uno de los hermanos menores de Mauricio.

El material recopilado según confirmó el autor alcanza las 17 horas de grabación y revela intimidades del ex presidente de la Nación, de su entorno y de los principales negocios del clan que supo ser liderado por Franco Macri.

Según confirmaron al portal Infobae desde la editorial, la primera tirada será de 30.000 ejemplares y esas dos ediciones ya fueron agotadas.

Habló Mauricio

“Lamentablemente mi hermano decidió canalizar sus broncas de una manera equivocada, diciendo un montón de cosas que yo no vi todavía, pero por lo que escuché no tienen nada que ver con la realidad”, dijo el exmandatario en una entrevista con el periodista Jonatan Viale.

Según dijo Macri, esas revelaciones de su hermano son “falsas”, y llegó a asociarlas con el kirchnerismo: “Son las mismas cosas falsas que viene diciendo el kirchnerismo, que tiene mucho que ver, tiene mucho que ver con todo esto”.

Macri también asumió cierta responsabilidad en los conflictos familiares y señaló a su padre, el empresario Franco Macri: “Mi familia no es diferente a otras, no es especial. Lo que sí es diferente es que hubo dos personas en la familia que contaminaron con problemas externos: mi padre, con su capacidad de hacer, su complejidad, y yo, que le agregué lo que faltaba metiéndome en política, ya levanté la exposición metiéndome con Boca”.

“Yo aporté lo mío, expuse a toda la familia a una dinámica porque la política te lleva a un mundo de agresiones, conflictos”, señaló.

En ese sentido, mencionó la decisión de su hermano de hablar sobre internas familiares y contó que su madre está “destrozada”. “Me preocupa mi madre que está destrozada porque como toda madre siente que algo faltó. Y a veces no es que algo faltó. Nosotros marcamos nuestros caminos”, dijo.

“Estoy tranquilo, tengo un vínculo con los argentinos que empezó hace muchos años, desde Boca. Yo no me metí en política ni por el dinero ni por el poder, me metí y la mayoría de los errores que cometí fueron por idealismo porque siempre pensé en una Argentina grande, distinta”, concluyó.