ALTO BARILOCHE: COMENZÓ EL JUICIO A LOS POLICÍAS

Este martes 9 de octubre se cumplió la segunda jornada del juicio oral y público en San Carlos de Bariloche contra la cúpula de la policía de Río Negro de 2010 y tres efectivos acusados de haber causado la muerte de Sergio Cárdenas. Desde la Multisectorial Contra la Impunidad y la Represión, continuamos compartiendo información e impresiones de lo que vamos viviendo en este juicio histórico.

Hoy se perfilaron con mayor claridad algunas líneas de argumentación jurídicas y políticas de la defensa de los policías. De acuerdo a lo que se pudo ver en los planteos formales, así como también en el contenido y estilo de las declaraciones indagatorias de los ocho diputados.

Pasaron ocho años y hubo muchos cambios de jueces, fiscales, Cámaras y tribunales. Y por eso es que hay elementos que recobran sentido o un nuevo sentido, al menos amplían el sentido de los hechos que se están jugando. Justamente, una de las características que tiene el expediente es que recorta el caso y lo circunscribe a toda la represión masiva que duró por lo menos 48 horas, a un período de 12 horas comprendido entre el mediodía del jueves 17 y la medianoche de ese día, periodo en que se perpetraron los disparos mortales contra Nino primero y Sergio después. Y comprende también 13 casos de heridos de distinta gravedad. Todos estos hechos son en un radio de unas pocas cuadras a la redonda en los barrios del Alto de Bariloche.

Por eso parecieron muy sugerente las declaraciones de quienes fueron las máximas autoridades policiales de la provincia de Río Negro en 2010. Víctor Cufré exsecretario de Seguridad, Jorge Villanova extitular de la Jefatura, y Argentino Hermosa exjefe de la Regional tercera con asiento en Bariloche. Decimos sugerente porque fueron ellos los que llevaron a la sala de audiencias hechos políticos que no explican para nada en sí mismo los cargos que se les imputa pero que hablan del contexto de crisis interna que atravesaba la policía al momento del estallido social en el alto, porque nosotros siempre hablamos de que fue un un estallido de repudio al crimen de Diego Bonefoi, también habla del rol que cumplen los miembros del Poder Judicial en algunos conflictos, de los antecedentes que se han barajado aquí en Bariloche sobre la posibilidad del uso de la Gendarmería Nacional para alcanzar la paz social; entre otros puntos de los argumentos que salieron hoy.

Lo cierto es que, hayan dicho la verdad o hayan mentido en sus declaraciones ante el tribunal y cualquiera sean sus intenciones al insistir por ejemplo en el papel del ex juez Martín Lozada que ahora actúa como fiscal en este caso y lo hizo como juez antes, lo central es que por primera vez en ocho años la sociedad los escuchó dando su versión que justamente es una de las razones de ser de un juicio oral y público: escuchar sus voces fue muy importante.

Los tres policías acusados de disparar con munición de plomo provocándole la muerte a Sergio Cárdenas negaron haber usado postas letales. Además se sostuvieron en la hipótesis en que todo era un caos y que la situación estaba desbordada.

Por su parte los ex jefes llegaron a hacer declaraciones increíbles en boca de policías. Dijeron no maté jamás ni mandé a matar, como si eso fuera aceptable en un cuadro de mando con más de 30 años de carrera y entrenados justamente en el uso de armas de fuego. Otro dijo “tenemos formación humanista” y otro de los exjefes dijo “mi formación religiosa me impide matar”. Las declaraciones indagatorias son instrumento de defensa no de prueba aclaró el presidente del tribunal que juzga el caso, por lo que las mentiras y contradicciones no resultan relevantes a los fines del expediente sino relevantes ante nosotros, ante los familiares, ante las organizaciones, ante los vecinos para hacer que este juicio sea también una instancia de mirada crítica al Estado, el Estado que aterrorizó hace ocho años a la población civil desarmada en los barrios populares de Bariloche y el mismo estado que se juzga asimismo ahora en esta instancia de juicio oral y público.

About Author

Susana es la editora de Patagonia Extremo.

Leave A Reply